Crónica de Snagora tributo a Sangre Azul (01/09/12, Sillas Rock)

Hemos tenido que esperar muchos meses para poder volver a ver por fin al combo malagueño sobre las tablas. Parece ser que vuelven a las andadas e incluso planean una próxima gira, y para su vuelta a los escenarios tras muchos meses de parón decidieron hacer un concierto tributo a una de las grandes bandas de hard rock de nuestro país, los míticos Sangre Azul. Toda una sorpresa la elección de este homenaje, aun a sabiendas de que son seguidores de los madrileños no me los esperaba haciéndoles un tributo, me hubiera inclinado a pensar en algún grupo más enfocado al heavy, pero desde luego fue una grata sorpresa y allí nos plantamos para verlos.

El Sillas Rock registraba una entrada bastante decente, muchos de los congregados amigos de la banda y otros tantos seguidores que ya llevábamos tiempo con muchas ganas de catar de nuevo a Snagora en directo. Abrieron la noche con “Abre fuego”, idónea para arrancar la velada con fuerza, y fueron descargando canciones de los tres álbumes de Sangre Azul, desde “Obsesión” hasta “Cien años de amor”, pasando por clásicos como “Si tú te vas”, “Piel de serpiente”, o “Síguelo”. La banda muy entregada y demostrando su calidad, con dos grandes guitarristas que se repartían los solos de Carlos Raya. Tenía dudas sobre lo que harían con los teclados que en ocasiones incorporaban Sangre Azul en sus discos, pero se las apañaron bastante bien a veces ejecutando esas partes con bajo o guitarra con unos arreglos bastante dignos.

La tónica general del concierto fue bastante buena, pero sinceramente los veo un poco faltos de rodaje, algo totalmente comprensible tras el largo parón de la banda. Nunca han sido un grupo frío sobre las tablas y quizás por eso tengo unas expectativas muy altas en cuanto a su directo, por lo que los vi un poco oxidados. Por supuesto esto es algo que tiene fácil arreglo, meterse de lleno en la carretera y volver a coger el ritmo que bajo mi opinión los convirtió en una de las bandas de heavy metal con mejor directo del sur del país. Por otra parte creo que el tributo no les hace justicia como grupo, siempre que los he visto con temas propios han estado mucho más cómodos y sueltos, por ejemplo a su genial vocalista Francis lo vi forzado en algunas ocasiones, cosa que con sus temas propios no ocurre, pues los defiende con un registro muy personal que lo hace desenvolverse en el escenario con una naturalidad que durante el tributo alguna vez eché de menos.

Snagora. Foto: Alejando Márquez

Con un repertorio bastante bueno de los madrileños cerraron la primera parte del concierto, me hubiera gustado haber escuchado alguna otra canción pero cada cual tiene sus preferencias y en general el set-list estuvo muy bien escogido. No obstante me hubiera encantado escuchar “Nacido para ganar” o que se marcaran un punto tocando la gloriosa instrumental “Alejandría” que cierra el “Cuerpo a cuerpo”. Daban por terminada esta primera parte y las sensaciones del público eran bastante buenas. Tras un pequeño descanso se volvían a subir al escenario para desplegar ahora sí unos pocos temas de su repertorio propio. Empezaban con dos temas nuevos, “De sangre y de miedo” que trata sobre el maltrato a la mujer y “Piel de fuego” dedicada a los indígenas americanos, dejando claro con ambos cañones que el compromiso social es una de las máximas de Snagora. Siguieron con uno de los mejores temas de su maqueta, la fantástica “Mísero camino”, puestos a tocar temas propios (que no esperaba escuchar esa noche) hubiera estado genial que dejaran caer “Al amanecer”, ¡espero que no la eliminen de su repertorio!. Tras esto se acercaba el momento de despedirse y lo hicieron volviendo a Sangre Azul con una de sus preciosas baladas, “No puedo estar sin tí” y algunos temas más del tributo. Buena forma de poner el cierre a una gran noche de hard rock y heavy metal.

Una gran alegría saber que Snagora vuelven a ponerse manos a la obra, ya que aunque nunca lo llegaran a dejar, este largo descanso nos ha dejado a los seguidores de la banda largo tiempo sin poder disfrutarlos como hubiéramos querido. Ahora tienen la oportunidad de volver a las andadas, de recorrer mundo y tocar mucho, ya sea con este merecido tributo a uno de los grandes del rock nacional o desplegando la calidad de su propio trabajo, que se encuentra a un nivel muy alto. Que no decaiga la cosa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s